lunes, 31 de diciembre de 2007

Nos vemos el año que viene...

...si el destino así lo quiere. Y bueno, este año me hago un propósito solo: No hacerme ningún propósito. Creo que es la mejor forma de no llevarme ninguna decepción, no tener ninguna expectativa. Simplemente intentaré aceptar todo lo malo que venga, e intentar sufrir lo menos posible por ello. Y bueno, si llega algo positivo pues bienvenido sea, aunque si no tampoco me va a venir de nuevas.

Como excusa a la despedida del año voy a dejar un pequeño relato que llevaba tiempo en mi mente...


LIBRE

Murmullos, son voces claras pero para él solo son murmullos. Nada de lo que dicen tiene interés para él. Levanta la vista solo un momento, y contempla la nada que le transmite la realidad. Antes vibraba, antes soñaba. Ahora solo se mantiene vivo, respira porque así le enseñaron, hace aquello que se supone debe hacer. Pero ya apenas siente nada, no como antes.

Todos se paran, el tiempo ha dejado de existir.

Él se levanta y observa a su alrededor, ¿es posible que él sea lo único que está en movimiento? Sale de la estancia y contempla el resto, nada se mueve salvo él. Ni siquiera corre una brisa de aire. Se libera de sus ropas y corre.

Crea el movimiento, rompe la rutina, desata sus entrañas.

!GRITA¡

Se funde con el vacío, ya no importan los recuerdos, ya no importa el dolor, ni siquiera ella importa ya. Se da cuenta de lo idiota que ha sido todo este tiempo, de cómo se ha encerrado en una prisión que él mismo ha creado. Pero nada de eso importa ya, porque ha roto sus cadenas, porque...

!AHORA ES LIBRE¡

Podrá crear su camino desde cero, no existirán las ataduras fisicas ni emocionales, nada importará...

Un ruido le despierta.

Mira a su alrededor y los murmullos cambian. Algunas formas se mueven, y él con ellas. Sale de la estancia y contempla el resto, todo se mueve como él. Una brisa de aire le roza el rostro. Se ajusta la chaqueta y vuelve a casa.

Y como regalo extra(ya que es navidad), un cortometraje que vi hace ya algún tiempo y que creo que habla de cosas sobre las que todo el mundo debería reflexionar alguna vez:



El año poco a poco se acaba...Nos vemos al otro lado.

viernes, 28 de diciembre de 2007

Ajedrez

No fue la primera grabación, no fue el primer proyecto. Sin embargo, fue el primer cortometraje que hice. Los medios eran igual o aún más escasos que ahora, el reparto fue elegido de forma totalmente instintiva con la por aquel entonces poca gente que tenía disponible, mis conocimientos sobre la materia eran prácticamente inexistentes...Pero la ilusión y ganas por contar una historia surgida de mi imaginación eran inmensas, al igual que ahora. Algún día intentaré grabar de nuevo esta historia, para que al menos los fallos en cuanto a la calidad de imagen y demás no sean tantos, pero aunque no lo logre siempre guardaré especial cariño por "Ajedrez", por todo lo que a la larga ha significado en mi vida, no solo en el sentido de que lograr terminar este proyecto me animase a seguir con esto, sino por muchos otros motivos que no vienen al caso.

No me enrollo más(total quien va a leer esto), y ahí va la sinopsis:

El bien y el mal juegan una partida de ajedrez, la cual hace que los caminos de dos chicos y dos chicas se crucen, repercutiendo en sus respectivos destinos...

sábado, 22 de diciembre de 2007

Cuando Samuel encontró a Lynch

Seguimos con la mirada puesta en el pasado...

Una pelicula: Mullholland Drive.

Un director: David Lynch.

Un aficionado al cine proyecto de cortometrajista amateur, el cual estaba receptivo ante la perspectiva de ver algo diferente(de algo tan largo no puede salir nada bueno): Un servidor.

Resultado: Hasta que no conozca al señor Lynch(es decir, nunca) y pueda preguntarle todos los entresijos de esta hipnótica película, me pasaré horas intentando averiguar el significado completo de esta joya, algo que me ocurre tras cada visionado.

Elegir una escena me resulta casi imposible, pero optaré por la que da título a este blog:



Desde luego mi visión del cine, tanto como espectador como aficionado en la creación, cambió radicalmente tras conocer por primera vez y en la que quizás sea su más perfecta obra, el mundo único e inimitable de uno de los pocos artistas en el auténtico sentido de la palabra que quedan en esta industria.

domingo, 16 de diciembre de 2007

El comienzo

Ya falta poco para que se cierre una semana(y más en particular un fin de semana) un tanto negativo. Sin embargo, en vez de compadecerme y comerme la cabeza con cosas que no tienen arreglo(véase la entrada anterior), me ha venido a la cabeza un pensamiento:

¿En qué momento me picó por primera vez el gusanillo de querer dirigir y escribir guiones, cuando comenzó todo? O mejor dicho, ¿cuando comenzó una pasión tan fuerte que hizo que mereciese la pena seguir adelante a pesar de semanas como esta?

La respuesta vino en forma de una escena a mi cabeza: La batalla inicial de "Gangs of New York", del maestro Martin Scorsese. Aún no había empezado a desarrollar un especial interés por el cine mas allá del que puede tener cualquier persona, ni tan siquiera estaba viendo la película, ya que fue por casualidad que un amigo de aquel entonces me puso ese trozo. Sin embargo, en cuanto vi aquella escena, un pensamiento vino a mi cabeza: "Quiero hacer algo como esto algún día"....



Más adelante habría más circunstancias que acabarían llevándome a lo que intento hacer actualmente y por lo que lucho dentro de mis posibilidades(el intento de parodiar Matrix, conocer al principal apoyo y fuente de inspiración de mi "obra"...), pero este fue uno de los factores que encendió la mecha(además de darme a conocer el enorme talento no solo de Scorsese sino de una BESTIA de la interpretación llamada Daniel Day-Lewis).

PD:Por eso sigo a pesar de todo, porque aún sigo queriendo hacer algo así de grande. Buenas noches y buena suerte :)...

martes, 11 de diciembre de 2007

Hoy me siento perdedor

Hoy me siento perdedor, aunque ya hace mucho que perdí.

Sin embargo, hoy me siento así. La batería está vacía, el escudo está inactivo. Necesita ser recargada, pero ahora mismo no puedo hacerlo, quizás mañana. Hoy ya no me quedan ganas de fingir, ya es suficiente. Mañana quién sabe, quizás encuentre una nueva forma de engañarme...

Pero el mañana no es ni tan siquiera incierto. Simplemente no tiene sentido, no hay nada que buscar allí, ninguna motivación. No es que yo no quiera nada pero...lo que yo quiero poco importa ya(¿alguna vez importó?). Es posible que me esté lamentando como un idiota, pero ahora mismo no tengo fuerzas ni para que eso me importe. Una vez escribí:"El arrepentimiento es el instinto más inútil del ser humano. ¿Por qué remover lo pasado? No hay que arrepentirse de lo hecho, sino de lo dejado por hacer". Cuando escribí en esas palabras creía en ellas, pero ahora no sé si soy capaz de hacerlo. Si ya prácticamente he perdido la fé en mi mismo(¿alguna vez la tuve?), ¿cómo voy a creer en mis propias palabras, cómo podrán hacerlo otros?

Me doy cuenta de que no estoy escribiendo esto en forma de relato, de que no estoy utilizando ningún símbolo ni elemento que dificulte su compresión ni que impida que alguien pueda entenderlo pero...ni para eso tengo ánimo. Así de simple, no voy a adornar esta entrada con foto alguna o video, el texto no merece la pena. Ya se irá esta sensación, ya se ocultará como lo demás, hasta la próxima vez que volvamos a vernos. Quizás esa vez sea la última. O quizás esto nunca termine, no voy a planteármelo, no hoy.

Hoy me siento perdedor, ya veremos mañana....

martes, 4 de diciembre de 2007

La lección de la carne

Aprende de la carne, aprende la lección.

La carne caduca, prisionera del olvido. Nada tiene importancia, el esfuerzo es inútil. Cuerpos sin corazón como figuras borrosas de un lienzo impresionista. Míralos, ellos son lo que tu nunca serás.

Mira hacia el cielo infinito y piensa en el futuro. En lo que sabe que va a ocurrir, en lo que ya no tiene remedio. Ya falta menos para que llegue, la primera cifra del número de la bestia. Lo hecho no importa, no hagas nada nunca más.

Se abre una puerta en la pared.



Salida a la imaginación, vieja amiga. La separación de mente y cuerpo ante aquello que ocurre. No mires, intenta apartar la mirada. Si tus ojos no lo captan no podrán dañar tu corazón.

Pero la mente, ¿cómo huir de ella?

Todo viene del cerebro, sin él no pensarías, así que... Pero, ¿no moriré? Ya es tarde para eso. Hay voces en la lejanía, pero no me dicen nada. Cada vez hay menos cosas que me digan algo.

Noto cómo muere, cómo se pudre. Si la carne logra arrancarlo, no dejaré que vuelva.

Aprende de la carne, aprende la lección.

Vive como marioneta, finge como humano.

martes, 27 de noviembre de 2007

La niña que se tragó un altavoz

Puro delirio, no hay nada más que explicar.



PD: Feliz cumpleaños zurraspilla(si, todavia no es pero lo será cuando leas esto), acepta esta locura como un regalo más de los que en forma de personajes y cortos has tenido y mientras tu quieras tendrás.

domingo, 18 de noviembre de 2007

Al final todo se reduce a esto

"No esperes a que ocurra algo en tu vida. Busca algo que te haga feliz y hazlo, porque todo lo demás es solo ruido de fondo"

24,fragmento perteneciente a la 2ª Temporada

sábado, 10 de noviembre de 2007

Cambio climático

Dos poco convecionales formas de hablar de este tema que tanto está de moda, y al que ando dándole vueltas a ver si se me ocurre algo para hacer un corto sobre ello para un concurso(al final viendo estos videos poco voy a hacer creo yo):





Y esto es cuando la realidad supera a la ficción:

jueves, 8 de noviembre de 2007

Dosis de recuerdos en verso

Hoy me ha dado por rebuscar entre algunos intentos de poemas que tengo guardados por ahí:

Entiérrame
Entiérrame donde la luna este triste
Entiérrame, si muero, donde el sol no pueda alcanzarme
Donde solo me ilumine el recuerdo
Entiérrame, si quieres, donde nadie me lleve flores
Entiérrame donde quieras
Pues yo ya habré muerto

Hijos de la noche
Pocos escuchan la llamada
Que la noche ejerce con sus sombras
Los rincones sucios del alma humana
Son liberados a través de las formas del deseo

Un fulgor momentáneo ilumina
La bóveda que ejerce de encierro
Encierro de sueños que solo despiertan
Al querer ser cumplidos, al querer acabar con ese anhelo

Hijos de la noche
Son aquellos que de día sienten miedo
Hijos de la noche
Son aquellos que solo entonces se sienten completos

Cuando pueden andar libres
Cuando no sienten el peso del cielo

Ya llegará el día
Para hacerles despertar de su sueño
Ya llegará el día
Para hacerles sentir miedo de nuevo

Hasta entonces el mundo es suyo
Hasta entonces están completos

Hijos de la noche
Caminan por un mundo que siempre les fue ajeno
Por un mundo que no será eterno

Hijos de la noche
Caminan con un fulgor en el cielo

La ciudad duerme en silencio
La habitación aún sigue a oscuras
La ciudad duerme en silencio
Aquello que sembró mis dudas
Yace dentro de mi muerto

Tu respiración pausada
Hace temblar mi aliento
El sol no vendrá en mi ayuda
Pronto llegará el viento

Miro a través de la ventana
Cierro los párpados e intento
Imaginar que eres tu quien respira
Que no he muerto, que aún siento

lunes, 5 de noviembre de 2007

¿Qué hago yo aquí?

¿Qué hago yo aquí si no estoy luchando? ¿No es mejor rendirse, o mejor dicho, admitir que uno ya se ha rendido hace tiempo y marcharse? ¿De qué sirve seguir intentandolo si ya conoces el final? Pero, ¿adonde ir?, ¿para qué? ¿De qué sirve esto que estoy diciendo?

Todo esto no sirve más que para pasarse la vida lamentándose por ser un perdedor:



Fragmento de "La ley del silencio", película de Elia Kazan.

Aquella persona que al ver este video no se sienta identificada de ninguna forma no solo es afortunada,sino que ha sabido aprovechar las ocasiones cuando se le han presentado.

Yo sigo preguntándome, ¿qué hago yo aquí?

miércoles, 31 de octubre de 2007

La soledad del inmortal

Fragmento de la película "La sombra del vampiro" de E. Elias Merhige, en el que el personaje del vampiro Schreck(interpretado magistralmente por Willem Defoe), expone su opinión de la novela "Drácula" de Bram Stoker:

"He leído el libro. Murnau fue quien me lo dijo.
<<>>
El libro me entristeció.
<<>>
Porque Drácula no tenía criados.
<<>>
Drácula no había tenido criados en 400 años y de pronto se presenta en su castillo un hombre y debe convencerle de que él es como el hombre.

Ha de darle de comer cuando el mismo no había probado la comida durante siglos. Él, no...¿cómo va a recordar como comprar el pan,escoger el queso y el vino?

Además, al tener que recordar ese tipo de cosas, cómo preparar la comida, cómo hacer una cama... Le viene a la mente su gloria pasada: sus ejércitos, sus secuaces...Y vé a qué ha sido reducido.

Dónde mejor se plasma su soledad, es en el momento que el hombre fortuitamente vé a Drácula poniendo la mesa"

viernes, 26 de octubre de 2007

Allí donde me llevan mis sueños

Este cortometraje tiene ya un tiempo(unos dos años si no me equivoco), pero por unas cosas y otras no lo he colgado en la red hasta ahora. Aunque todos mis cortos lo son para mí, este tiene algo especial, ya que fue la primera vez que para elaborar un guión introduje detalles personales(en este caso de mis propios sueños). Aunque el resultado final revela lo aún más inexperto que era entonces respecto ahora en esta materia, es una buena oportunidad para revisar mis comienzos en lo que podría definir como cortos "experimentales-personales". Además fue el primer proyecto para el que conté como protagonista con la que sería la actriz que más tendría que soportarme desde entonces. Sin más os dejo con este corto:

Una chica se adentra,como cada noche, en el mundo de sus sueños...

miércoles, 24 de octubre de 2007

Música para cicatrizar las heridas que no sangran



PD: Haced caso al gran Fito, que como él mismo dice en esta canción:"La vida es algo que hay que morder".

domingo, 21 de octubre de 2007

El hombre que no recuerda

La cabeza explota y la noche se expande



El bebé grita, no llora

-!Haz que se calle ese diablo¡

El hombre que no recuerda se mece en la montaña, le gusta mirar hacia abajo e imaginar que cae, que cae, que cae...

Mira hacia arriba, ¿está solo? No lo sabe, como todos.

Corre la niña, ¿o quizás sea una mujer?

-Escapa pequeña, no te quedes aquí, pronto habrá acabado todo. No grites, ya no eres un bebé, ¿o quizás si?

Vacía la botella, apúrala toda, que no quede nada. ¿Te ha quedado claro?

-¿De qué sirve eso, hombre que no recuerda?

Se calla un momento y se mira las manos desgastadas por el tiempo, aunque no hace tanto del principio. Pero para él el tiempo pasa lento y espeso, erosiona su alma, desgasta sus sueños. Ya no le consuela soñar, porque no lo recuerda. No sonríe porque esté feliz, ni cuando ríe es por algo que le haga gracia.

-Pobre hombre que no recuerda, ojalá pudiera hacer algo por él. La vida no es tan mala como crees, hay cosas por las que sonreir, ¡Ya lo verás!

El hombre que no recuerda la golpea, ella cae al suelo aturdida más por la impresión que por el golpe. Con la mano apoyada en la boca ensangrentada le mira desconcertada.

-Vete, no seas estúpida. No tienes que sentir pena por mi. Claro que hay cosas por las que sonreir, por eso debes irte. Afuera está la felicidad, ¡vé a cogerla! Para mi ya es tarde, por eso no quiero recordar, para no acordarme de lo que pude tener y eché a perder. Y ahora...!Corre!

La niña huye de allí. Ya es una mujer, ya puede conocer el mundo sin que le aplaste.

El hombre que no recuerda se mece en la montaña,le gusta mirar hacia abajo e imaginar que cae, que cae, que cae...

lunes, 15 de octubre de 2007

Reflejos

"Reflejo. No soy más que eso, un reflejo de lo que fui y un retrato de lo que nunca quise ser".

Ese pensamiento cruzó su mente al mirarse en el espejo. La idea que tiempo atrás le hubiese atormentado no fue más que un ligero dardo que clavó en su interior.

Solo una muesca más, ya nada importa.

Salió al exterior, la luna no quería encontrarse con él. Bebió el cáliz que le mantenía tal y como era. Lo que antaño resultaba excitante y nuevo se había vuelto monótono y aburrido, tan solo un acto mecánico para sobrevivir.

Para sobrevivir a sus pensamientos y a sí mismo.

Volvió rápido a esconderse del exterior, una vez hecho lo que cada noche no había nada que le importase allí fuera. "Ya no está aquí, y jamás volverá. Aunque quizás nunca estuvo". Eso pensó aunque poco importaba eso ahora. Ahora nada importa.

Solo el sueño. Solo ese sueño. Las entrañas le arden. Intenta abrazar ese espejismo que él cree la felicidad, intenta poseer aquello que no podrá poseer nadie jamás. El sueño se va.

"!No me hagas despertar! !No quiero volver! !Nada importa ya aquí!"

Corre, debes correr. Pero, ¿hacia dónde? !No! Hacia allí solo encontrarás dolor....

Pero quizás es eso lo que quieres, ¿no es así? Puede que solo así logres sentir algo. Si, lo sé, no es lo que tu querías pero, ¿alguna vez tuviste lo que querías?
!claro que no, idiota! ¿vas a llorar? Ni siquiera tu debes creerte ya tus lágrimas.

"No lloraré, no hasta que vaya a morir. Y no lloraré por perder la vida, sino por no haber podido escoger siquiera el momento en que la muerte me alcance."

Cobarde, eres un cobarde. Mátate ahora si lo que quieres realmente es morir. !Venga, vamos! ¿No dices nada ahora? ¿Qué vas a hacer?

!Si, tú, quién está leyendo! ¿Qué vas a hacer?

Me lo imaginaba, no harás nada. Entonces no vales más que este imbecil que piensa.

domingo, 14 de octubre de 2007

Nunca juegues al ajedrez con la muerte....



Escena de la película "El séptimo sello", de Ingmar Bergman

domingo, 7 de octubre de 2007

Que se jodan

Escena de "La última noche", de Spike Lee

miércoles, 3 de octubre de 2007

Demasiado pronto decidió volar



Quizás fue eso lo que ocurrió. Quiso volar tan pronto que su mente lo hizo por él, dejando lo terrenal de tener interés.

Quería volar tan alto que le frenaron los pies. Pero él siguió soñando y pensó: "algún día volaré, lejos de aquí, y podré dejar atrás cualquier resto de esta vida, y solo yo seré dueño de mi destino"

Tan pronto supo lo que quería que no quiso aprender aquello que ya creía saber, y un día averiguó que no sabía nada.

No podía batir las alas, y se le hizo tarde para levantar el vuelo.

Reteniendo las lágrimas vió volar a otros que no sabían lo que querían, pero habían aprendido como conseguirlo.

Demasiado pronto decidió volar, y ya no tiene hacia donde hacerlo.

sábado, 29 de septiembre de 2007

Porque la vida sin risas no sería lo mismo...

Una pequeña muestra de escenas de películas y series de comedia:

Austin Powers:La espía que me achuchó



El gran Lebowsky



Colega, ¿Dónde está mi coche?



La vida de Brian



Los Simpsons



Los caballeros de la mesa cuadrada



Scrubs



Padre de familia




Y para cerrar, el mítico final de "Con faldas y a lo loco"

lunes, 24 de septiembre de 2007

Él

Él dejó sus ojos sobre la mesa.

Nadie estaba allí fuera. Para aquellos que solo ven reflejos de luz las calles estaban llenas, pero para él todo era silencio. Las calles estaban vacías, solo carne y hueso.

“Ríen y lloran, pero no sienten”, el tiempo le enseñó a conocerlos, a desconfiar de ellos.

No podía fiarse de sus ojos, por eso se desprendió de ellos. Además, así no la vería, no podría ver la luz, no podría cegarle…

“Vienes de la nada, y nada es lo que tienes”, nunca tuvo lo que quiso, y nunca quiso aquello que podía comprarse, nunca deseó lo que han deseado otros. No de la misma forma.

Un día, un instante, una milésima de segundo. Eso tardó en ocurrir todo. Aunque quizás no fuese nada, ya que solo ocurrió en su interior. Quizás la culpa la tenían sus ojos, sí, esos ojos…

“Ella nunca estuvo aquí, lo que hay en el suelo es solo carne muerta”, eso no es lo que él anhelaba, no le interesaba lo que podía ver con sus ojos, sino lo que podía ver a través de los de ella.

Él comenzó a dejar de sentir. Siempre supo como hacerlo, pero le faltó valor. Eran esos ojos, los mismos que ya se habían apagado, el motivo por el que no lo hizo antes. Pero ya no pueden verle, ya no hay luz en ellos.

“Nada tiene sentido, así que nada importa”, eso fue la vida la que se lo enseñó.

miércoles, 19 de septiembre de 2007

¡Vuelven los tunantes!

Lo dicho, esta noche sobre las 11 en la 2 vuelven Joaquin Reyes y CIA, podría decirse que unos de los grandes exponentes del "posthumorismo" español, con su nuevo programa en la televisión pública "Muchachada Nui". Ojalá no pierdan el nivel y frescura de "La Hora Chanante" en esta incursión en la televisión pública(crucemos los dedos).

Aquí pongo uno de mis sketchs favoritos, una parodia de la serie 24 dirigido por Nacho Vigalondo:

martes, 18 de septiembre de 2007

Deseando Amar



Esta escena no necesita de ninguna explicación. Para mí es sencillamente brillante y sugerente, como toda esa gran película.

sábado, 15 de septiembre de 2007

He tenido un sueño...

Hace tiempo tuve un sueño.

Soñé que soñaba despierto. Soñé que soñaba que había muerto. Soñé que todo cuanto había vivido no era cierto.

Hace tiempo tuve un sueño. Un sueño que solo duró un momento.

Soñé que despertaba mas no estaba despierto. Soñé que me movía aún estando quieto. Soñé que vivía algo que no estaba viviendo.

Hace tiempo tuve un sueño. Un sueño que no podía ser cierto. Que aunque lo pareciese no era sincero.

Soñé que algo imposible se estaba cumpliendo. Soñé que aquello que quería por fin me hacía sentir completo. Soñé algo que no podía ser real, porque no era más que un sueño.

Hace tiempo tuve un sueño. Un sueño que quiero volver a tenerlo. Que aunque no sea más que eso, es más de lo que ahora tengo.

Quizás por eso aún duermo. Quizás por eso aún siento. Quizás lo que quiero...

Si, quizás solo sea un sueño

lunes, 10 de septiembre de 2007

Con la cara de otro

¿Quienes somos? ¿Cómo nos ven los demás? ¿Cómo nos afecta eso?
En lineas generales esas son las preguntas que formula este cortometraje. Un análisis de la identidad desde un tono desenfadado. ¿Qué ocurriría si una chica de repente al mirarse el espejo en vez de su cara...viese la de otro?

Tras más de un año de grabaciones sin finalizar pude volver a ver uno de mis proyectos terminados, con peor calidad de medios e imagen quizás, pero con las mismas ganas de siempre de contar historias desde mi propia perspectiva.



PD: Ojalá este corto suponga el inicio de una racha de proyectos terminados, para así poder aprovechar al máximo el que quizás sea mi último año de realizar cortos de forma regular en Almuñécar(aunque espero que no el último de hacerlo con la gente que ha estado conmigo todo este tiempo).

viernes, 7 de septiembre de 2007

Si tienes un mal día....




Y si eso no te sirve pues también puedes ponerte a hacer cortos que por lo menos te distraes. Un pequeño avance del último que he hecho, "Con la cara de otro":

Tic, Tac

Tic, Tac

El sol entra tenue por la ventana a través de las cortinas. Me incorporo en la cama. Saco un pitillo y lo enciendo. Debería dejarlo.

Tic, Tac

Me aseo. Me visto. Tomo un desayuno ligero. Nunca tengo hambre recién levantado. Hojeo el periódico un rato. Vaya mierda de mundo en que vivimos. Leo los deportes.

Tic, Tac.

Cojo las llaves del coche. Bajo por el ascensor. Salgo del portal y abro el coche mientras me acerco. Abro la puerta y entro. Meto la llave y arranco el coche. La bomba detona y vuelo por los aires.

Estoy muerto.

Estoy perdido. No puedo entender por qué me engulle una oscuridad que no distingue el conocimiento del pensamiento. Es verdad que cuando estás a punto de morir ves tu vida como si fuesen una serie de dispositivas. Pero no hay un reparto equitativo entre las escenas. Hay cosas que no quiero ver. Sucesos que había enterrado en lo más profundo y que me gustaría que no aflorasen. Pero, ¿acaso se puede controlar algo cuando ya no existes? Aunque creo que si existo. Pero no se como. Aquí no hay explicaciones. No veo la luz ni el túnel.

El aire se densa. O lo que quiera que sea esto. Todo pesa, nada escapa a la espesa bruma del remolino insaciable en el que me encuentro. No entiendo por qué vuelven las imágenes. No es como cuando estaba muriendo. No hay dispositivas, sino escenas completas. Parece como una sucesión de escenas similar a los trailers previos a una película.

No me gusta lo que veo. Yo no quería hacer aquello, aunque lo hice. O quizás si quería. Enjugué sus lágrimas con mis manos y sucumbí al instinto. Cual placentero es acabar con la inocencia cuando esta es completa. Son varios momentos pero todos tratan de lo mismo. De aquello que nadie sabe. De aquello con lo que siempre he vivido. De aquello que forma parte de mí.

Son otro tipo de imágenes las que ahora veo. Es tan fácil morir. Y es tan fácil ver morir a alguien, más aún cuando uno es la causa. El placer de ser un algo superior con respecto a una vida. El placer de matar. El placer de apagar una luz con un interruptor. Ser un dios arbitrario con respecto al destino de alguien. Esas escenas son mas escasas, pero igual de extensas.

Ahora es como una selección. Todo se mezcla y se funde como un solo acto. Como una sola vez. Todo en un solo objeto. Un culpable. Un ejecutor. Solo yo.

No se si Dios si existe. No se que es falso y que es cierto. Solo se que lo que he visto es mi vida. Y este sitio el infierno.



PD: Si, lo se, no hay conexión alguna entre el texto y el video pero...

miércoles, 5 de septiembre de 2007

¿El peor momento interpretativo de la historia del cine?

Si no lo es le falta poco. Fragmento de la pelicula Troll 2:



PD: Al muchacho en cuestión lo fichaba directamente para hacer algún corto. Crack!!!

miércoles, 29 de agosto de 2007

Toda rosa debe morir

Mirando entre antiguos escritos he encontrado un relato que escribí hace ya bastante tiempo para algun concurso(en el que pasarían a mil por hora de mí para variar):

TODA ROSA DEBE MORIR

Y el agua rojiza cayó de lo alto.

Yo estaba de pie, observando su trayectoria, intentando ver a través de las moléculas que la formaban. Pero no logré ver más allá del agua. Fueron mis propios ojos una barrera para alcanzar un completo entendimiento. Decidí ponerme en marcha. Ya había soñado demasiado.

Caminé durante un tiempo por el sendero bordeado por piedras partidas en dos. Cada cierto tiempo sentía deseos de inclinarme para coger alguna de esas mitades, pero cuando me disponía a hacerlo sentía como si mi corazón me previniese, ya que si separaba a alguna de esas mitades de la otra que la completaba sería como separar una mitad de el mismo, impidiéndole sentirse completo al igual que ocurre con los amantes que se ven forzosamente separados. Seguí caminando y liberé mi pensamiento de todo orden y concierto.

La habitación se dejaba iluminar por el sol que penetraba a través de la ventana. Entraba como un intruso, sin haber sido invitado por las sombras a las que ahora esquinaba, separando a las unas de las otras para dejarlas en una situación vulnerable. Las flores yacían marchitas en el jarrón. Ella aún no había llegado.

Al terminar el sendero me paré, pues se bifurcaba en dos caminos. Frente a mi había un niño sentado sobre el árido suelo. En sus brazos sostenía a un pequeño gato, al cual mecía lentamente. Me incliné sobre el niño y acaricié al gato, mas no percibí signo alguno de vida en su interior.

- Debías de quererle mucho- le dije procurando que mi tono le consolase.

- Aún le quiero.

Se limitó a decirme eso sin apartar sus ojos del cadáver del animal.

- Puede que ahora te resulte difícil, pero con el tiempo lograrás asimilar su pérdida.

- ¿Por qué dices eso?

Fue entonces cuando posó sus ojos sobre los míos.

- ¿Qué camino vas a tomar?

Volví a ponerme en pie y observé hasta donde la vista permitía el lugar al que llevaba cada uno de los caminos. Aparentemente eran iguales, aunque algo me decía que en el fondo eran totalmente distintos. Más no podía elegir uno de ellos, ya que no era capaz de hallar el significado a mi propio camino. Decidí preguntarle al niño, ya que parecía saber de aquel lugar más que yo.

- ¿Cual crees tu que debería coger?

El niño volvió a fijar su vista en el gato.

- Nadie puede decidir por ti. Debes seguir el camino que te indique el corazón.

Decidí hacerle caso. De modo que cerré los ojos y me dejé llevar por mis pies. Anduve durante un rato y aún estando lejos de él pude oír por última vez al niño.

- Mientras él esté aquí, conmigo, no le habré perdido. Solo me queda aferrarme a esa esperanza, pues sin la esperanza la vida perdería para mí el sentido. Nada me separaría ya de la muerte.

Una vez más llegó ella, radiante como la primera luz del alba, radiante como la primera vez que la vi aquella mañana de primavera. Ha pasado mucho tiempo desde aquello. Cambió las flores marchitas por unas que debía de haber recogido o comprado esa misma mañana. Se acercó a mí, me abrazó y besó mi mejilla. Yo quise besarla, acariciando sus labios contra los míos a la vez que deslizaba mis dedos entre los mechones de su pelo. Pero el muro que nos separaba no me dejó reaccionar una vez más. Ni siquiera pude mover un solo centímetro de mi cabeza para mirarla, aunque eso nunca me impidió verla. Pues ella era toda mi vida, y yo la suya. Ella me hablo durante mucho tiempo y yo hubiera querido hablar con ella pero ni siquiera fui capaz de escucharla. Antes de marcharse se despidió como siempre: con un abrazo y un beso.

Pero algo cambió aquel día, ya que ella hizo algo que nunca antes había hecho. Me habló susurrándome al oído. Y yo pude oírla por primera vez en mucho tiempo. Oí su voz clara como agua cristalina, tan clara como el azul radiante del cielo por la mañana.

- Mientras estés aquí, conmigo, no te habré perdido. Solo me queda aferrarme a esta esperanza, aunque empiezo a perderla. Y con ella pierdo el sentido de la vida.

Abrí los ojos y observé el camino que se extendía ante mí. Lo que antes resultaba luminoso y esperanzador se tornó toda oscuridad y temor. El oscuro horizonte conformaba un todo inmenso y a la vez no era nada. Seguí caminando sin saber adonde dirigía mis pasos. Aquello, unido a la más absoluta oscuridad, me hizo concebir un sentimiento profundo de temor.

Pero todo mi temor desapareció al verla a ella. Llegó a mi envuelta en una luz que se me antojaba eterna, ninguna oscuridad podía hacerle frente, porque ella era la luz en si misma, ella era mi esperanza. Ella era superior a todo lo demás, nada del mal del mundo podía alcanzarla. Se acercó a mí y cogió mi mano. Lo hizo de manera suave y a la vez tremendamente firme. Me abrazó, beso mi mejilla y me susurró al oído.

- Si te muestro las rosas, ¿me seguirás?

Yo le hubiese dicho que la seguiría hasta el fin del mundo y dejé que me llevase a ver las rosas, que crecen salvajes y silvestres junto al río. Me resultó tan hermosa que no hubiera podido negarle nada aunque hubiese reclamado mi vida. Era tan hermosa...

Era una mañana agradable para pasear por el campo, no importaba tener o no algo que hacer, el simple hecho de experimentar aquella extraña tranquilidad justificaba el tiempo empleado. Yo me dejaba llevar por ella, sentado en mi silla de ruedas mientras descendíamos en dirección al río, el cual era profundo y muy caudaloso. Pero nada de eso importaba. Lo único importante es que ella estaba conmigo, y yo me sentía completo. Llegamos a la orilla del río.

Las rosas me parecieron tremendamente hermosas y las observé mientras ella me iba introduciendo en el agua. Apenas me rozaba la brisa en la cara, la cual parecía seguir el curso del río. El agua me llegaba a los tobillos y ella me paró sujetando durante un momento la silla de ruedas. Me abrazó por última vez, me beso acariciando sus labios contra los míos y me susurró al oído.

- Volveremos a encontrarnos, solo tendrás que seguir que lleva hasta las rosas, que crecen salvajes y silvestres junto al río. Si las sigues me hallarás. ¿Me prometes que lo harás?

Quise decirle que si, pero el muro que nos separaba me impidió hacerlo. Ella secó sus lágrimas y dejó que el agua del río me llevase. Mientras me hundía pude mirarla por última vez, despidiéndose de mí moviendo su mano de forma pausada. Alguien me dijo una vez que toda rosa debe morir, a pesar de que su belleza las hace parecer inmortales, impasibles frente al transcurso del tiempo. Su belleza debe morir pues el mundo no sería capaz de resistirla eternamente. Espero poder volver a verla algún día. Era tan hermosa...



PD:Al igual que el guión de un corto que algún día realizaré, este relato tuvo como inspiración la letra de esta canción

Que aprenda la DGT...



Escena de la película "Carretera perdida" de David Lynch

viernes, 24 de agosto de 2007

Nightwish - While your lips are still red



Esta es una de esas canciones que, sin saber por qué, evocan algo en mí cuando las escucho. En este caso me recuerda el tiempo pasado, las ocasiones perdidas. Me recuerda que todo se marchita tarde o temprano, y que por eso es mejor vivir las cosas antes de que se conviertan en cenizas del recuerdo. Una lección que normalmente se aprende cuando ya es demasiado tarde. Y al comprender que hemos perdido en la partida de la vida, solo nos queda sonreir y aceptar nuestra derrota.

miércoles, 22 de agosto de 2007

"Dadle las buenas noches al malo"

Buenas noches, Tony.

domingo, 19 de agosto de 2007

Solo palabras

Te miré a los ojos y te dije "te quiero"
tu sonreiste y me preguntaste "¿qué significa eso"?
yo no supe que contestarte y aparté la mirada
tu me dijiste:"eso que me has dicho son solo palabras"
yo sin poder mirarte salí corriendo sin mirar atrás en mi escapada
mientras corría deseé con todas mis fuerzas no haber conocido nunca esas palabras

Desperté empapado en sudor y con un escalofrío en la espalda
a pesar del dolor que sentí no había ocurrido nada
pensé que quizás debía hacer cumplir el sueño, aún sabiendo lo que me deparaba
entonces comprendí que por doloroso que fuese nunca te diría nada
porque de hacerlo, aquello que sentía serían solo palabras

PD:Como compensación a la mierda que acabo de poner, aqui está el videoclip de la canción "Bittersweet" de Apocalyptica.

miércoles, 15 de agosto de 2007

Tiempo



Una pequeña joya que pude descubrir al compartir panel de finalistas en el Cortomanía 2007 de Córdoba, donde pasé a la final con "Cartas" y "La sombra que veo en tus ojos". El autor de este corto, un tal Fernando Ruiz, logró el segundo puesto con otra obra que presentó a concurso, e incomprensiblemente esta pedazo de obra pasó desapercibida para el jurado. Una muestra de talento por parte de un autor muy joven(para que luego digan que en el cine español no hay futuro, lo que no hay es pelotas por parte de los productores para apostar por el).

martes, 14 de agosto de 2007

El laberinto de Simone

Simplemente uno de los mejores cortometrajes que he visto:




PD: Con este corto sobran las palabras pero aún asi...la niña es la ostia!!!!(una impresionante Laura Sonntag)

jueves, 9 de agosto de 2007

Yo he visto cosas que vosotros no creeríais...

Y nosotros te creemos, Roy. Yo al menos si me creo a Rutger Hauer cuando dice todo lo que ha visto. Cuando alguien me pregunta por un discurso o escena clave en una película no puedo evitar pensar en esta joya de la ciencia ficción que es Blade Runner(si no la has visto no pongas este video). No es solo lo que dice Roy, ni la combinación de la escena de lluvia con la música de Vangelis. Es la mirada de Hauer, el pasado que nos evoca y que nunca será conocido. Esos recuerdos que como el mismo dice, "se perderán en el tiempo como lágrimas en la lluvia". Pues que son si no los recuerdos, pequeñas gotas que se pierden en la inmensidad de la lluvia de nuestra vida.

A veces a mi tambien me gustaría poder olvidarlo todo. Poder bajar la cabeza bajo la lluvia y decir: "Es hora de morir".

sábado, 4 de agosto de 2007

Vida

¿Qué es la vida?
Típica pregunta, típicas respuestas. Esos es todo lo que se puede encontrar quien vea este corto. Gente formulando y respondiendo preguntas cuyas respuestas nos resultan obvias y conocidas a todos. Por lo tanto, cabría preguntarse la necesidad de hacerlo. La respuesta es sencilla, porque no somos conscientes de las cosas que sabemos y están frente a nosotros hasta que alguien nos las recuerda. Eso es "Vida", las respuestas que ya conocemos a preguntas que damos por contestadas. Un recordatorio de parte de gente cualquiera de que la vida no es mas que aquello que nosotros queramos que sea. Y sobretodo de que la reflexión sobre la misma, aunque importante, no debe primar sobre el disfrute de la misma. La vida que conocemos es lo único que sabemos que tengamos. Tras el visionado del corto y a pesar de esta explicación habrá quien siga pensando que "Vida" no es mas que una simple tomadura de pelo, un burdo intento de hacer arte de algo muy simple. Una broma pesada, por así decirlo. Pero,¿acaso no es eso la vida?...

miércoles, 1 de agosto de 2007

Cartas

La historia de un amor irracional que nunca podrá verse realizado. Esta podría ser el resumen de lo que cuenta este corto. El amor sin sentido(¿alguna vez lo tiene?) que una chica siente hacia un chico al que no conoce, del que lo único que sabe es aquello que puede ver con sus ojos. Sin embargo, no se trata de un amor superficial ni vacío, sino de un sentimiento tan fuerte y auténtico como el que puedan haber sentido dos personas durante mucho tiempo. Pues el amor no requiere necesariamente de la participación de dos personas, ni siquiera necesita que le pongan nombres, aunque a veces esa es la única forma que tenemos para convencernos a nosotros mismos de que existe. Las cartas son los pensamientos, los deseos, las frustaciones y desengaños de una chica que no es capaz de ver mas allá del dolor inmediato. Cuando el dolor por un amor imposible es tan fuerte, no puede haber un final feliz. No aparecerá a la vuelta de la esquina alguien que la rescate de su sufrimiento. Y al final solo quedarán sus pensamientos, sus deseos, sus frustaciones y sus desengaños.

Al final solo quedarán cartas con palabras que nunca serán entendidas...

martes, 31 de julio de 2007

La sombra que veo en tus ojos

Porque no todo comienzo debe ser el principio, empiezo este blog con mi último cortometraje. La religión y el debate sobre la existencia de Dios es un tema que siempre me ha interesado y ha sido una parte importante en mis reflexiones. Por eso tuve claro sobre qué iba a ir el que yo quería que fuese el más ficticio de mis cortometrajes hasta ese momento. No es una historia moral ni religiosa, es una variante experimental en muchos aspectos de la figura de Jesucristo y de diferentes conceptos religiosos de nuestra cultura. Este no es un video apto para aquellos que den mas importancia a la calidad de medios y técnica por encima de la imaginación y la originalidad. Para los que estén libres de esos prejuicios aquí está una historia sobre una chica, una búsqueda y un posible pacto para cambiar el destino del mundo...

PD: Gracias a Andrea(protagonista del corto) por ayudarme en mi eterno enfrentamiento con la tecnología a la hora de afrontar este blog :p.